Premios Catalyst

Los Premios Catalyst de GEC pretenden inspirar la innovación en el diseño, la fabricación y el uso de la tecnología para avanzar en la sostenibilidad a nivel mundial. GEC concede dos premios Catalyst. El primero es "Catalyzing Impact at Scale", que reconoce a las organizaciones que han logrado un impacto de sostenibilidad a gran escala debido a su diseño, fabricación y/o uso de TI. El segundo es "Catalizar la innovación disruptiva", que reconoce a las organizaciones que han diseñado tecnologías de vanguardia o han utilizado la tecnología de tal manera que, si se adopta de forma generalizada, podría dar lugar a ganancias exponenciales en materia de sostenibilidad.

Cada año los Premios Catalyst se centran en un tema diferente.

Oportunidades de reconocimiento

Los premios GEC Catalyst proporcionan una plataforma internacional para reconocer los logros en materia de sostenibilidad relacionados con la electrónica. Los premios sirven como respaldo de expertos independientes y estimados, que ayudan a seleccionar a los ganadores. Además, GEC promociona a los ganadores para que destaquen sus logros ante miles de colegas del sector. Los finalistas y ganadores de los GEC Catalyst Awards se presentarán a través de:

  • Presentación de los ganadores del Premio Catalizador del GEC como parte de la serie de seminarios web del GEC, "El papel de la tecnología en la conservación y protección de nuestro mundo natural", con la grabación del seminario web disponible en línea
  • Promoción por parte de GEC a múltiples asociaciones de la industria y la contratación interesadas en la aplicación de la tecnología (por ejemplo, sensores, vehículos aéreos no tripulados o drones utilizados para la conservación, etc.)
  • Promoción por parte del GEC en el sitio web, y en los medios sociales, comunicados de prensa y boletines pertinentes

Ganadores anteriores

Ganadores de los premios Catalyst 2019

En 2019, los premios GEC Catalyst reconocieron la innovación en el diseño, la fabricación, el uso, la reutilización y el reciclaje de sensores para avanzar en la sostenibilidad de las ciudades y las comunidades a nivel mundial.

Ganador Catalizar el impacto a escala

Ciudad de Antibes, Francia

La ciudad de Antibes, una localidad costera de Francia, tiene una población de 80.000 habitantes que se dispara a más de 200.000 personas durante el verano. El suministro de agua de la ciudad es un componente crítico para su economía turística, y con una red de distribución de 315 kilómetros y más de 40.000 secciones, quería aumentar la seguridad y la viabilidad económica del sistema. Para aumentar la resistencia de Antibes, se asoció con SIGFOX, SAP y VEOLIA para digitalizar su sistema de distribución de agua. Con 2.000 sensores, y con una tecnología que aprovecha la mayoría de los activos existentes y la capacidad de mezclarlos con nuevos sensores en una red IoT de bajo consumo integrada con seguridad de extremo a extremo, la ciudad pudo crear un sistema de distribución de agua más viable económicamente, sostenible y seguro. Esta solución ayuda a Antibes a anticiparse a las averías, optimizar los calendarios de mantenimiento y planificar las futuras inversiones en infraestructuras. Como resultado, los ciudadanos de Antibes pagan menos de la mitad del precio nacional del agua en Francia.

Ganador Innovación disruptiva

Fend Incorporated

Los ciberataques en los sectores de la energía y los servicios públicos cuestan una media de 13,2 millones de dólares al año. El diodo de datos de Fend aporta la tan necesaria ciberseguridad a los sensores y dispositivos de IoT que tienen el potencial de ayudar a que nuestras ciudades sean más inteligentes, eficientes y resistentes. El hardware lleva los datos de los equipos industriales en tiempo real a donde deben ir con una clase de tecnología de ciberseguridad antes reservada a las centrales nucleares y al ejército. Los diodos de datos envían los datos en una sola dirección, por lo que los atacantes no pueden penetrar físicamente en la conexión de red, enviar malware, penetrar en las redes de información de las empresas o utilizar los equipos heredados como puerta trasera para el ransomware. La solución de Fend no requiere parches, consume menos de 2 vatios cuando está en funcionamiento, está diseñada para durar años y está construida para ser desmontada fácilmente en sus componentes reciclables al final de su vida útil. Los diodos de datos de Fend pueden instalarse rápidamente en ciudades de todo el mundo, proporcionando una sólida defensa de ciberseguridad para las ciudades inteligentes de cualquier lugar.

Galardonados con los Premios Catalyst 2019

Aclima
La Organización Mundial de la Salud calcula que 9 de cada 10 personas en el mundo respiran aire contaminado, lo que provoca 7 millones de muertes prematuras al año. Los actuales monitores fijos de la calidad del aire son caros, ofrecen una cobertura limitada y proporcionan datos de baja resolución. Para hacer frente a estas limitaciones, Aclima ha desarrollado una tecnología de detección y aprendizaje automático de última generación basada en sensores móviles que proporciona una cartografía hiperlocal de la calidad del aire a un coste inferior al de los enfoques tradicionales y con un aumento de la resolución espacial. Esta tecnología proporciona información sobre la contaminación del aire y las emisiones climáticas con una resolución sin precedentes, bloque por bloque, y permite a los gobiernos, las empresas, los investigadores y el público reducir las emisiones y proteger la salud pública, a nivel local y global. El objetivo de Aclima es proporcionar datos e información sobre la calidad del aire a nivel hiperlocal a más de mil millones de personas en todo el mundo en los próximos cinco años.
CAPA Strategies, LLC
La frecuencia de las olas de calor extremas es cada vez mayor y se cobra más vidas que todas las demás catástrofes naturales juntas. Como respuesta, CAPA Strategies, una consultora climática global, creó el programa Urban Heat Watch, cuyo objetivo es involucrar a los miembros de la comunidad en la comprensión de cómo varían las temperaturas en las distintas regiones. Estas campañas sobre el calor utilizan sensores impresos en 3D, reciclados y reutilizables, montados en coches o bicicletas, y un conjunto de herramientas en línea, que proporcionan a los participantes de la comunidad acceso a equipos de última generación y procesos verificados para crear descripciones de alta resolución del calor en sus regiones seleccionadas. Las placas electrónicas de código abierto contienen sensores que recogen lecturas de temperatura y humedad cada segundo, y los participantes realizan campañas en tres momentos del día. El análisis, que también utiliza software de código abierto, dura dos semanas, y da lugar a un proceso para que las comunidades participen en la interpretación de las razones de la distribución del calor. A continuación, los participantes colaboran con los planificadores locales, los profesionales de la salud pública y otras personas para identificar las oportunidades de ampliar las infraestructuras verdes, los servicios de refrigeración, las inversiones en sistemas energéticos y otras estrategias para reducir los efectos del calor extremo. Desde 2015, nueve ciudades estadounidenses ya han llevado a cabo campañas, con otras 15 en 2019, y con expectativas de trabajar con más de 30 ciudades para 2020. Con el apoyo de la Administración Nacional Oceánica y Atmosférica de Estados Unidos, CAPA solicitará solicitudes para su próxima campaña de calor en enero de 2020.
Departamento de Salud Pública y Medio Ambiente de la Ciudad y el Condado de Denver
La ciudad y el condado de Denver se han asociado con las escuelas públicas de Denver para crear LoveMyAir Denver, una red de control basada en sensores que proporciona datos sobre la calidad del aire en tiempo real. El equipo está instalando una tecnología de sensores de contaminación del aire de bajo coste y de última generación, desarrollada con energía solar, almacenamiento de baterías y conectividad de datos, junto con tableros de información en 20 escuelas de la zona. La visión de la ciudad es utilizar estos datos hiperlocales sobre la calidad del aire para desarrollar una programación basada en la evidencia y culturalmente sensible que permita a las comunidades de Denver reducir y limitar la exposición a la contaminación, lo que conducirá a la disminución de las tasas de asma en las escuelas públicas de Denver.
Productos orientados al ser humano Ubicados
Human Oriented Products Ubiquitous (HOPU) creó Smart Spot, una herramienta alimentada por sensores y datos con un panel de control y una funcionalidad de apoyo a la toma de decisiones basada en algoritmos de inteligencia artificial, para ayudar a los técnicos y planificadores urbanos a tener en cuenta la sostenibilidad, el cambio climático, la calidad del aire y los indicadores centrados en el ser humano en sus procesos de toma de decisiones. Smart Spot utiliza sensores fabricados por HOPU y dispositivos IoT para recoger datos sobre la contaminación del aire en puntos específicos en tiempo real. Los datos son depurados por los algoritmos de aprendizaje automático de HOPU para mejorar la precisión de las mediciones de los sensores y luego se convierten en indicadores relevantes para el ser humano que pueden utilizarse como parte de la evaluación socioeconómica para un proyecto o inversión. Smart Spot ya está ayudando a ciudades como Cartagena, Madrid, Brujas y Helsinki a crear planes de acción contra el cambio climático.
Ciudad de Portland, Oregón
El equipo de Smart City PDX de la ciudad de Portland diseñó un proyecto de pruebas de sensores de calidad del aire de bajo coste en respuesta a las peticiones de la comunidad para obtener más información sobre la calidad del aire local. La mayoría de los proyectos de sensores de calidad del aire se centran en evaluar las limitaciones de los sensores y la calidad de los datos, y este proyecto de Smart City PDX utilizó métodos para abordar tanto la tecnología como las consideraciones de sostenibilidad. Smart City PDX incluyó criterios de adquisición centrados en la capacidad de actualizar y modificar un dispositivo sensor con la intención de minimizar los residuos electrónicos. Estos criterios influyeron directamente en Apis, Inc. para diseñar un dispositivo sensor de calidad del aire de bajo coste con un diseño de zócalo de sensor modular. Este diseño permitió reducir los residuos electrónicos, así como los residuos sólidos y líquidos peligrosos. Smart City PDX y cualquier otro municipio interesado pueden adaptar fácilmente estos criterios para proyectos a escala y una variedad de dispositivos sensores más allá de la calidad del aire.
Seametrics Inc.
El estándar actual de la industria para los fabricantes de sensores de nivel y calidad del agua es producir unidades selladas, lo que significa que cuando un sensor deja de funcionar, debe ser desechado y sustituido por una nueva unidad. Seametrics fabrica sensores de nivel de agua y de calidad del agua con un diseño ecológico de cierre por torsión y accesorio de compresión. Este diseño permite desmontar los sensores en sus componentes para repararlos, o desmontarlos parcialmente para cambiar la batería. Los nuevos módulos de reparación proporcionan una forma adicional, junto con las baterías reemplazables, de ampliar el ciclo de vida total del producto de los sensores. Este diseño centrado en la reutilización proporciona a los clientes de Seametrics sensores que no sólo son instrumentos robustos y de precisión, sino también sostenibles. Después de dos años de amplia comercialización, Seametrics lanzó su oferta de módulos de reparación en 2019 y espera convertir los sensores reutilizables en el estándar de la industria.
Instituto de Ciencias Marinas de Virginia
La región de Hampton Roads, en Virginia, tiene el mayor índice de subida del nivel del mar de la costa este, lo que pone a sus 1,7 millones de habitantes en riesgo de sufrir frecuentes inundaciones. StormSense, un proyecto de colaboración entre los municipios de Hampton Roads y el Instituto de Ciencias Marinas de Virginia en William & Mary, ha duplicado el número de sensores de nivel del agua en la región. Esta solución ingiere, convierte y agrega los datos del nivel del agua de más de 65 sensores cada 6 minutos. Los datos se utilizan entonces para automatizar las alertas de aguas altas. Las alertas de inundación se comparten con el público en tiempo real y con hasta 36 horas de antelación a futuras inundaciones. Esta capacidad ayuda a las comunidades a prepararse y responder a los impactos desastrosos del aumento del nivel del mar y las inundaciones costeras de manera replicable, escalable y medible. En 2019, StormSense recibió financiación para comercializar los sensores y el software de modelado para que otras ciudades puedan beneficiarse de esta solución basada en sensores.

Finalistas de los premios Catalyst 2019

Hewlett Packard Enterprise
Dubái se ha fijado el objetivo único de ser la ciudad más innovadora desde el punto de vista tecnológico, más sostenible desde el punto de vista medioambiental y más feliz del planeta. Para lograr este objetivo, el proveedor de telecomunicaciones de los Emiratos Árabes Unidos, du Telecom, se asoció durante cinco años con Hewlett Packard Enterprise (HPE) para crear la plataforma Smart Dubai. Juntos, HPE y du Telecom están dando sentido a 2.500 millones de GB de nuevos datos creados cada día por 1.000 servicios electrónicos, 26 departamentos gubernamentales y 250.000 contadores inteligentes. Se han colocado sensores con mecanismos de retroalimentación en toda la ciudad, lo que permite a los funcionarios de la ciudad obtener información sobre qué sistemas están funcionando bien, cuáles no, y cómo la ciudad puede evolucionar para servir mejor a sus ciudadanos. Aprovechando estos datos, la iniciativa Smart Dubai aumentó los niveles de felicidad de los ciudadanos hasta el 90% en tan solo 11 meses. Dubái está compartiendo su historia con diversos grupos internacionales de interesados en las ciudades inteligentes para inspirar esfuerzos similares en todo el mundo.

Unión Internacional de Telecomunicaciones
La Unión Internacional de Telecomunicaciones (UIT) ha colaborado con destacados expertos en tecnologías de la información y las comunicaciones para elaborar recomendaciones que ayuden a las ciudades a desarrollar plataformas de ciudades inteligentes (CSI) abiertas e interoperables. Las recomendaciones UIT-T Y.4201 y UIT-T Y.4200 proporcionan el modelo de una SCP abierta e interoperable que puede abordar una amplia gama de retos de la ciudad, como la detección urbana, la gestión de infraestructuras, el cambio climático y los servicios integrados centrados en el ciudadano. Estas recomendaciones ayudan a las ciudades a poner en circulación los datos recogidos por diferentes redes de sensores y a convertirlos en información práctica que ayude a las partes interesadas de la ciudad a tomar mejores decisiones. Ciudades de China y España ya han aplicado las recomendaciones con éxito, y otras ciudades de todo el mundo están en proceso de aplicar las normas.

Laboratorio de Entornos Inteligentes, Universidad de Texas en Austin
La automatización de la iluminación con sensores puede ayudar a reducir el consumo de energía, pero muchos no tienen en cuenta el confort de los ocupantes, lo que puede repercutir en su productividad laboral y su salud. LightLearn es un sistema inteligente de control de la iluminación que pretende equilibrar el confort de los ocupantes y la eficiencia energética. Al igual que la automatización de la iluminación convencional, utiliza información sobre la ocupación, la posición de los interruptores y la luz natural, pero también permite a los ocupantes anular la automatización. LightLearn interactúa activamente con los ocupantes y aprende puntos de control óptimos y personalizados que logran tanto la satisfacción de los ocupantes como el ahorro de energía. Un estudio reciente ha observado el potencial de LightLearn para ahorrar significativamente horas de funcionamiento de la iluminación en comparación con los sistemas basados en la programación (82%) y en la ocupación (21%), manteniendo al mismo tiempo el confort de los ocupantes. LightLearn es un dispositivo de bajo coste y fácil de instalar que puede reproducirse en otros edificios.
Agencia de Protección del Medio Ambiente de los Estados Unidos, ENERGY STAR Smart Home Energy Management Systems

Los edificios residenciales representan el 20% del uso de energía en Estados Unidos, lo que los convierte en un sector ideal para el ahorro energético. El programa ENERGY STAR Smart Home Energy Management Systems (SHEMS) de la Agencia de Protección Medioambiental de EE.UU. desarrolló el primer esfuerzo nacional para definir y reconocer los sistemas domésticos inteligentes que gestionan y reducen el uso de la energía ofreciendo un paquete combinado de algoritmos de servicio, interfaces de usuario, sensores de ocupación y dispositivos controlados. La EPA ha desarrollado una especificación para generar ahorros de energía inmediatamente disponibles a través del despliegue de un estándar de reconocimiento nacional voluntario. La EPA pretende utilizar los datos recogidos durante un periodo estadísticamente significativo para desarrollar una única métrica de rendimiento que compare objetivamente el rendimiento energético de los diferentes servicios SHEMS, lo que permitirá a la agencia definir objetivos de ahorro energético en futuras especificaciones sin prescribir estrategias o tecnologías.